Diario de un… ¿what? ¿Quién eres tú?

Empecemos por el tú. Yo, o al menos eso intento, soy un Maker.

DSC_0007

Mi nombre es Julián Caro Linares. Tengo 27 primaveras y nací en Carabanchel Alto  (sí, como Manolito Gafotas). Desde pequeño hubo dos cosas que me apasionaron por encima de todo: una fueron las buenas historias y, por tanto, la lectura, la otra fue el descubrir cómo funcionaban las cosas.

Y es que, mientras otros niños soñaban con ser futbolistas, bomberos u astronautas, yo soñaba con algo muy distinto:

Yo quería ser inventor.

Gran culpa de esta pequeña obsesión era debido a la serie Erase una vez los inventores, también tuvo la culpa un videojuego absolutamente fantástico para cualquier infancia: Taller de inventos.

tallerinventos

Soy gruñón por naturaleza, irónico por convicción, consumidor voraz de información, amigo de quién quiera y un soñador despierto hasta sus últimas consecuencias. Me fascina el ser humano y esa cosa extraña llamada creatividad. Somos unas malditas máquinas diseñadas desde el primer momento para crear, no podemos parar de pensar,  de cambiar nuestro entorno, aprender y equivocarnos. No podemos parar de ser humanos y pulsar botones que dicen claramente, que no se deben pulsar.

donotpushthebutton

Ese soy yo a grandes rasgos, y las consecuencias de ese yo son las siguientes: estudié, estudié y sigo estudiando, elegí, porque había que elegir, entre mis dos pasiones, eligiendo de profesión el bachillerato de ciencias y convirtiendo las letras y, sobretodo, la literatura, en una pasión.

Estudié la carrera de Ingeniería en Electrónica y Automática en la Universidad Carlos III de Madrid, donde conocí algunos profesores (pocos) que me mostraron algo que cambiaría mi forma de ver la ingeniería, el software y el hardware libre. Hice un Erasmus en Italia donde crecí como persona (y me lo pasé “teta” por supuesto) dejando muchos miedos atrás. He hecho de todo en la universidad, desde voluntariado, a jugar en el equipo universitario de basket muchos años (un verdadero paquete, todo hay que decirlo).

Tras terminar la carrera empecé el Master de Robótica y Automática de la Universidad Politécnica de Madrid y es que, tras media vida leyendo a Isaac Asimov, la idea de ser inventor se había concretado aún más: quería crear robots.

yorobot

Y en este punto estamos. Actualmente trabajo en robótica educativa creando contenidos, montando pequeños juguetitos y robots simples, aprendiendo, enseñando y transmitiendo a otra gente lo mucho que mola crear tus propios cacharros.

Mientras tanto, intento terminar el master. Este Diario De Un TFM o Trabajo de Fin de Master pretende contarte, de forma desenfadada, esta desventura en la que me estoy embarcando y que requiere de muchas horas, buenas y malas, muchos miedos, y alguna que otra noche sin dormir.

Hablaremos de robots, de biorobótica, de FPGAs libres, impresoras y diseño 3D, programación y sabe dios que más tendré que contarte.

¿Por qué este diario? ¿por qué tomarme tantas molestias? Como diría mi idolatrado Terry Pratchett:

“Conseguir una educación era un poco como una enfermedad de transmisión sexual. Te invalidaba para un montón de trabajos, y entonces tenías la urgencia de pegársela a alguien.”

 

2 comentarios


  1. Me parece una idea buenísima este diario. Mi apoyo y toda mi fuerza para que esteTFM sea un gran trabajo. Estaré atenta al diario.

    Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *